Manualidades para Hombres muy Ocupados

Manualidades para Hombres muy Ocupados

No puedes dejar de conocer ésta información referente a las manualidades para hombres.

Normalmente, las manualidades son cosas que se asocian a las mujeres… en un modo de razonar bastante machista. Si bien es cierto que las féminas tienden a tener mucha más paciencia, buen gusto y a veces un poco más de tiempo para dedicarle, el decir que las manualidades no son para hombres es en cierta forma un modo de discriminación.

Tanto es así, que hasta en el idioma hemos creado términos para que las manualidades para hombres parezcan otra cosa: así, el bricolaje se transforma en carpintería, el tejido en sastre, la cerámica en alfarero y cualquier otra manualidad se engloba dentro del gran termino artesano, y si queremos hacerlo más grandilocuente, artista.  

La vida moderna y una sociedad enfocada en la velocidad y la economía nos impulsa a pagar por productos industriales… pero ¡cuán gratamente impresionada queda nuestra pareja cuando le regalamos algo hecho con nuestras manos!

Además del posible valor del regalo, está la certeza de que hemos invertido para ella nuestro tiempo, nuestra creatividad y sobre todo nuestro cariño. Pero hay razones mucho más prácticas.

Manualidades para hombres de negocios

Parece contraproducente, pero nos olvidamos de un factor importante: manualidad es sinónimo de creatividad. En un estudio del 2010 quedó demostrado que los hombres de negocios que realizan actividades creativas tienen mejores ideas y son más innovadores a la hora de tomar decisiones. De esta forma, se incrementan sus posibilidades de éxito. 

Fomentar la creatividad en un hombre de negocios es moldear un pensamiento que le permite sacar el máximo de sus opciones, ayuda en el proceso de planificación, es innovador y organizado, se preocupa por la calidad en todos los aspectos y produce resultados nuevos transformando ideas de otros en cosas nuevas.

Ciertas manualidades para hombres sirven además como terapia ocupacional, con lo que se reduce el estrés y se despeja la mente. Es entonces, con una cabeza fresca, que surgen las mejores ideas.

Así que busque el tiempo y líbrese de perjuicios. Y regrese a aquellos tiempos que era chico y tanto disfrutaba las manualidades en la escuela. 

 

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.